Picantones al horno con limón y brandy

En casa nos gusta mucho el pollo asado, no es ningún secreto. Así que cuando vi el otro día una bandeja con dos tiernecitos picantones no me lo pensé dos veces. No sé por qué pero es un plato que levanta el ánimo y te deja, siempre, con una sonrisa en la boca. Y eso, un domingo, vale su peso en oro.

Tenía varias propuestas para prepararlos. Y al final me he inspirado en una receta de Mikel Iturriaga en El Comidista, dándole el toque cítrico tan gustoso pero solo con limón; he dejado para otro día la sugerencia de la mandarina porque no somos grandes fan.
Para elaborarlo he seguido la técnica de Enrique de Dorar no Sella, muy similar a la de Mikel. Es muy sencilla, solo demanda un poco más de atención, como los niños mimados.

Ingredientes:

  • 2 picantones
  • 1 limón
  • El zumo de 1/2 limón
  • 3 patatas grandes
  • 2 dientes de ajo picados
  • Tomillo y romero fresco
  •  1 cucharadita de pimentón
  • 1 cucharadita de aliño para pollo de Crespí
  • 1 vasito de brandy
  • 1 cucharada de mantequilla
  • 2 cucharadas de grasa de pato

Preparación:

  • Sacar los picantones de la nevera para que pierdan la rigidez del frío.
  • Encender el horno a 200ºC.
  • Pelar las patatas y cortarlas en rodajas gruesas, que a su vez partimos en dos; salpimentarlas y mezclarlas con tomillo fresco. Reservar.
  • En un bol mezclar una cucharada de grasa de pato, el jugo de 1/2 limón, el aliño de pollo y el pimentón.
  • Salpimentar los picantones y pintarlos con la mezcla anterior.
  • En una sartén fundir la mantequilla con 1 cucharada de grasa de pato y confitar el ajo. Añadir el vasito de brandy y cuando se evapore el alcohol, un vaso de agua. Reducir unos minutos.
  • En una fuente de horno disponer las patatas y, en el centro los picantones, de lado, con el ala y el muslo pegado a la fuente.
  • Regar con la salsa reducida y meter al horno.
  • Asar 20 minutos. Una vez transcurrido este tiempo, les damos la vuelta, dejando el otro costado hacia arriba. Asar otros 20 minutos.
  • Por último, colocar los picantones con las pechugas hacia arriba y dejar dorar otros 20 minutos.
  • Sacar la fuente del horno y colocar las aves en posición vertical, con la pechuga hacia abajo, para que los jugos se concentren en la pechuga, que es la zona más seca. (Esta operación fue complicada; no conseguía que los bichos se quedaran de pie!).
  • Por último, tapar con papel de aluminio y dejar reposar unos 10 minutos.

Además de las sonrisas, la música de Mumford & Sons y su The Cave. Y las fotos, de David.

2 pensamientos en “Picantones al horno con limón y brandy

  1. Pues coincidimos en gustos, que ricos estan estos picantones, una preciosidad, pobres ellos tan monos.Jajaja que desvarío te quedo estupendo guapa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s